Ir al contenido principal

La Cuenca romana. Ciudad romana de Segobriga










La Arqueología en Cuenca tiene bastante que aportar a los estudios peninsulares. De entre los mejores hallazgos y yacimientos destaca la ciudad de Segóbriga, claro ejemplo de la evolución político social y urbana en el centro peninsular en la época de romanización de Hispania. No te lo pierdas ¡¡.

Arqueología, Historia, Personajes históricos y famosos anduvieron por Cuenca y este es motivo más que suficiente para una visita obligada a la zona.

La ciudad ya está citada en fuentes romanas del siglo segundo y primero antes de Cristo; y Plinio la definió como “extremo de la Celtiberia”. La Historia se hace fuerte en la época romana no siendo abundantes los restos de épocas prerromanas en la zona.

Cayo Plinio Cecilio Segundo, el que conocemos como Plinio el Viejo, cita en sus obras a esta tierra y lo que de ella se extrae. Este personaje histórico no solo fue afamado escritor latino, sino también científico, naturalista y  perteneció al ordo militar romano. Nació en Italia, en Como en el 23 y muere en el 79 en Stabia.

Inicia su carrera militar en la Germania tras estudiar en Roma, a edad de 23 años y sirvió en el ejército doce años, retirándose como comandante de caballería para dedicarse en Roma al cultivo de las letras.

Al servicio del emperador Vespasiano desempeña algunos cargos y funciones, alguno de los cuales lo acercan a Cuenca. Su carácter  observador le sirvió para redactar varios tratados de caballería, crónicas históricas, una historia de Roma y fue tanto en la Galia como en la Península procurador.

Plinio en sus obras hace referencia a la riqueza de las minas de la zona en la que al parecer abundaba el  lapis specularis, especie de yeso cristalizado usado como cristal para las ventanas en viviendas humildes; un material útil al que se recurría en Cuenca en la época para decorar las estancias en ocasiones de celebraciones. De esto se desprende que la prosperidad de la zona tendría, sin duda, que ver con la minería conquense; y, a la vez la explotación y la transformación de estos recursos minerales habría sido también plataforma de lanzamiento de la “empresa” o “industria” minera en el siglo I que es lo que refleja Plinio en sus obras, así como las explotaciones agrícolas de Segóbriga.

Segóbriga tuvo anfiteatro, basílica, mercados, teatro, grandes termas públicas, templos, etc., lo que la define en función de su arqueología en el centro urbano más importante con toda probabilidad de la Meseta meridional, así como también sería un punto de referencia, diríamos que marcó la moda del momento, en tema de urbanismo y modo de vida en estas tierras conquenses, que no debes dejar de visitar.

Entradas populares de este blog

Alfabeto fenicio

Naturaleza de la obra de arte

La obra de arte es resultado de una serie de factores. Estos factores influyen en el creador y en la obra en sí, componentes individuales, intelectuales, sociales y técnicos.

La obra de arte es reflejo de la personalidad creadora, podemos apreciar las características psicológicas del artista en su obra. Pero el autor  actúa con la referencia de su propio yo junto a la influencia del mundo exterior, de una realidad, visible que procesa e interpreta.

El arte es reflejo de la sociedad de cada momento en que surge; y sobre la personalidad del artista se superponen pensamientos y sentimientos experimentados en la época en la que e está trabajando, influenciando del mismo modo los acontecimientos históricos.

Por tanto el arte no solamente es la expresión de la personalidad de un artista, sino que en ella quedan patentes múltiples aspectos de la época y de la sociedad, aunque todo ello, en la creación estará bajo el genio indivi…